Texas Holdem Plus

Poker shorthanded limit - Póquer con límite en mesa corta
Sitio de la red de Poker10.com

poker10

Estado físico y mental, e imagen en la mesa

  • No jugar con rapidez. Vale la pena esperar unos segundos antes de pulsar el botón del ratón. Esa breve espera no puede sino tener efectos positivos:
    • Las esperas suelen hacer dudar o poner nerviosos a los rivales. Puede ser un recurso a aprovechar con cierta mesura y sentido.
    • Nos puede ayudar a cerciorarnos de que nuestra decisión es la mejor.
    • En caso de duda, nos puede permitir buscar o consultar alguna información que nos ayude a decantarnos (como, por ejemplo, en el Poker Office o en nuestras notas).
    • Puede evitar que nuestro juego se descubra (un check rápido suele significar que no llevamos nada y que vamos a tirarnos al mínimo movimiento de alguno de los rivales).
    • Puede ser interpretado por nuestros rivales como una señal de debilidad e incitarles a apostar de farol o con la segunda mejor mano.
  • Mantener la calma y la serenidad en todo momento, independientemente de que ganemos o perdamos manos o botes.
  • Evitar los piques y los enfrentamientos directos con rivales determinados. Hay jugadores especialistas en desequilibrar a los oponentes para sacarles hasta el último dólar.
  • Controlar la influencia de los comentarios de los rivales en el chat (ya que este es uno de los medios más eficaces del poker online para desestabilizar a los oponentes)
  • No psicotizarse con los sistemas de reparto de cartas. Todos han sido testados y auditados. Las cartas milagrosas no llegan por defectos del software o para beneficiar a los jugadores malos. Llegan porque entran dentro de la Ley de la Probabilidad.
  • Sacar buenas conclusiones de los bad beats. Un día escribí que adoraba los bad beats. Bueno, en caliente me molestan, como a todos. Pero si los interpretamos fríamente, los bad beats son el principal identificador de los jugadores malos y, en consecuencia, un indicio de grandes beneficios a la larga si nos enfrentamos a ellos. Si nos causan un bad beat, la acción adecuada e inmediata debe ser ponerle una notita al afortunado oponente. Le sacaremos el bote con creces.
  • Huir de los tilts. Nos hacen caer más rápido que la fuerza de la gravedad. Nosotros somos nuestro peor enemigo.
  • Huir del cansancio. Si notamos algo de cansancio o siquiera una leve pérdida de atención o concentración, lo mejor que podemos hacer es dar por terminada la sesión, levantarnos y descansar un rato antes de empezar la siguiente. Aunque hayamos mecanizado mucho el juego, el poker requiere lo mejor de nosotros. Necesitamos jugar al máximo de nuestra capacidad para poder sacar el mejor rendimiento a nuestros conocimientos y habilidades.


 

Para mí el póquer es un deporte y un entretenimiento. Si crees que puede convertirse en una enfermedad, por favor, ¡huye!
¡No a la ludopatía!

© 2007 HASTOPLAY.COM todos los derechos reservados.